Ana Paula Álvarez-Tostado Gutiérrez

¿Qué tan grande debe ser el amor de una madre, que hasta el mismo Dios quiso tener una? Ciertamente no podemos acudir a medidas de peso o distancia, se vuelve inconmensurable, pero sí logramos percibirlo: las interminables carreras a la escuela u otras actividades para llegar a tiempo, el  preparar la comida en el momento preciso para tenerla caliente en el plato a la hora de sentarse, llorar de emoción al ver nuestros logros o aguantar las lágrimas cuando ella sufre con nuestro dolor, las correcciones de nuestro comportamiento para educarnos apropiadamente. Abarcar los infinitos detalles de las madres por nosotros es imposible, lo que es cierto es que en cada uno de ellos va una parte de su corazón.

Un día al año celebramos su amor, un día al año nos descocemos en atenciones, buscando el mejor restaurante, las rosas más hermosas, ¿y qué pasa el resto de los días? Olvidamos que su trabajo es 24/7 los 365 días del año, así mismo debiéramos festejarle, no precisamente con regalos costosos o siquiera físicos, devolvamos su amor con las mismas atenciones demostradas a cada instante por ella.

Nunca encontrarás entre los hombres un amor más puro y verdadero como el de tu madre, nacido en el vientre y que se prolonga más allá de la muerte. Si esto es un maravilloso recordatorio te haré uno mejor: tienes dos amores así, tu madre biológica y tu madre del cielo, la Santísima Virgen María, a quien los mexicanos tenemos el privilegio de venerar en nuestra tierra. Si en tu vida no cuentas con tu madre de sangre, tu mamá del cielo, tu mamita querida te dice “¿Qué no estoy yo aquí que soy tu madre?”.

Debemos apreciar, atesorar y ser recíprocos con el amor de una madre. Olvidemos las comparaciones o quejas en su contra, simplemente amémosla con todo el corazón.

“Como en el reino celestial del Padre,

el ángel busca una expresión sagrada

que hable de amor, pero no encuentra nada,

nada tan dulce como el nombre ‘madre’”

Edgar Allan Poe

Write a comment:

*

Your email address will not be published.